miércoles, 19 de junio de 2013

Miércoles Nostálgico: Candy Candy.



"Si me buscas, tu a mí, me podrás encontrar… yo te espero aquí, sí, sí… éste es mi lugar”.

Tarde o temprano iba a tocar. No creo que exista nadie, absolutamente nadie de los nacidos en los 60’s, 70’s, 80’s que no conozcan éste trozo de canción; que no sepa la historia, muchas veces mal interpretada, de ésta famosa niña/mujer. Sí, señores, la historia de Candice White Ardley, mejor conocida como Candy Candy.

Candy Candy es, originalmente un Manga, creado por la escritora Keiko Nagita y la Mangaka Yumiko Fiji. Aunque ellas firman el Manga por sus pseudónimos: Kyoko Mizuki y Yumiko Iragashi. El Manga fue publicado por Kodansha entre 1975 y 1979.

Debido al éxito de la publicación, fue adaptada a Anime con un total de 115 episodios de, aproximadamente, 21 minutos cada uno, 2 OVA’s en el ’78 y una película en 1992. Para Latinoamérica, la serie fue doblada en Argentina.

Aparte del Manga, también hay un libro, publicado en tres volúmenes,  llamado “Las Novelas de Candy Candy  escrita por Kyoku Mizuki que vendría a ser un reescrito de la historia original.

La historia, que es todo un melodrama, cuenta la vida de Candy, una niña que fue abandonada siendo una bebé en la nieve, junto a una muñeca de nombre Candy, de ahí que la bauticen con el mismo nombre. Esa misma noche, encuentran a otra nena, llamada Annie. Ambas crecen en en el Hogar de la Sra. Pony, una casa para huérfanos, ubicada en las cercanías del Lago Michigan. Junto a la Sra. Pony está la Hermana María, siempre ayudando a la crianza de éstos niños sin hogar.

 La historia se divide en cuatro (04) partes:
1)      En el Hogar de Pony.
2)      Adoptada por las Familias Leagan y Ardley.
3)      En el Real Colegio San Pablo.
4)      De vuelta a casa.

Los que no han visto la serie, pasen de éste párrafo ya que voy a tomar el “final nunca visto” porque, a las personas que les he preguntado, y son muchas, siempre me dicen que Candy no tiene final y, claro que lo tiene, yo lo vi…

Tomado de la Wikipedia:

“De regreso en Chicago, Candy ayuda un par de veces a Neil Leagan, él descubre que está enamorado de Candy y hace lo imposible para hacerle pasar malos ratos con tal de obligarla a que se case con él. Candy es despedida por intrigas de Eliza, que se da cuenta de que Neil está enamorado de Candy y la pretende. A Candy ningún hospital la contrata por lo que va a trabajar en la Clínica Feliz con el Dr. Martin.

Albert tiene un encuentro con Terry, quien le dice que extraña mucho a Candy, pero Albert le recuerda los motivos por los que tuvieron que separarse y lo convence de tratar de hacer lo mejor posible cada día para que le dé un buen futuro a Candy y así continuar con su vida. Ve a Candy de lejos y decide no acercarse y regresar al teatro.

Un día, Albert sufre un ataque y recupera la memoria pero lo oculta de Candy, posteriormente, decide marcharse y tan solo deja una nota de despedida, días después Stear muere en la guerra y después del funeral Patty viaja a Florida con su abuela.

Después de mucho pensarlo, Eliza ve la conveniencia de que Candy se case con Neil, ya que al morir el tío abuelo William, la herencia de Candy pasaría a manos de su hermano, convence de esto a su madre y entre las dos convencen a la tía abuela Elroy de que es lo más conveniente. Candy no sabe qué hacer porque ella sigue amando a Terry y no puede creer que el Tío Abuelo William la obligue a casarse con alguien a quien odia. Antes de ser obligada a comprometerse con Neil, pide ver al Tío Abuelo para que intervenga y no permita esa boda. George arregla una reunión.

Para su sorpresa, Candy descubre que Albert es el Tío Abuelo William. Él le explica que al haberse convertido en la cabeza de la familia Ardley, debido a su juventud, se mantuvo en secreto quién era él verdaderamente. También le dice que él no ha aprobado ese matrimonio y que puede estar tranquila.

Candy viaja al Hogar de Pony. Todos preparan una fiesta con todos los amigos: Annie, Archie, Tom, Jimmy, los niños del hogar, la señorita Pony y la hermana María. Es aquí cuando Candy se da cuenta de que Albert es el "Príncipe de la Colina", Que después de todo pudo conocer y era nada mas y nada menos que su padre adoptivo. Candy y sus amigos hacen un brindis por estar todos reunidos y ella imagina a sus amigos que no están presentes: Anthony, Terry, Stear y Patty.”

Como dato curioso, en Italia, donde la serie fue todo un exitazo, no quedaron conformes por el tono realista y dramático de su mensaje: El amor no siempre triunfa. Por lo que decidieron editar una escena y se la añadieron extra al final. La escena va de la siguiente manera:

Luego que Candy regresa al Hogar de Pony con todos sus amigos, Annie le muestra la primera página del periódico, y en ésta se anuncia que Terry y Susana se separan (el doblaje italiano fue cambiado, ya que en realidad, en esta escena, lo que dice es que Terry va a volver a los escenarios junto con Susana) y Candy le escribe a Terry una carta donde le pide que se reencuentren.

Candy, llena de emoción, viaja a Nueva York, a encontrarse con Terry, su gran amor. En la escena final aparece Candy llegando en tren a una estación donde está Terry esperándola.

Al verse, se abrazan, la nieve está cayendo y  Terry le dice: "No te dejaré nunca más, ¡Te amo! ¡Cuánto he deseado este momento! ¡cuánto lo he soñado!  Nuestro amor durará para toda la vida".

La escena fue sacada de la primera vez que Candy fue a buscar a Terry a Nueva York y fue arreglada por la edición y el doblaje italiano.

Muchos seguidores prefieren el final alternativo al original debido, principalmente, al hecho de que el amor de Candy y Terry triunfa y ella puede ser feliz con el amor de su vida.

En 2010, la autora Kyoko Mizuki, publicó una novela de forma epistolar y consta de dos volúmenes. En el primero se cuenta la historia de Candy, desde su llegada al Hogar de Pony hasta su vida como enfermera. El segundo lo narra la propia Candy en un tiempo presente, alejado de la historia del Manga y el Animé donde cuenta, a través de varias cartas, lo feliz que vive con su verdadero amor: “Anohito”. Es muy curioso porque esta palabra se usa en japonés para el pronombre “él” por lo tanto no se sabe verdaderamente quién es ese amor.

Pues, sin más, les dejo el Opening, el Ending,  y la versión Original, cantada por Mitsuko Horie. La Heavy Metal de Candy Candy, se las debo. Disfruten.


 











 





 

4 comentarios:

  1. Excelente me has recordado mi niñez jeje. Un abrazo. Maria Amanda.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, es la idea de esta sección: Recordar las cosas buenas que vivimos los "adultos" cuando fuimos niños ;)

      Gracias por comentar.

      Eliminar
  2. Hasta por fin un miercoles nostalgico que me se!! Jajajajaja..
    La serie si tiene final, lo que pasa es que la repitieron tantas veces que la gente ni se entero!!(No hay acentos porque este pote de cel no me da la opcion de colocarlos).

    A mi me encantaba Candy Candy (aunque soy del 85) lo poco que pude ver de la serie no se me olvida, y definitivamente Candice es la culpable de esa parte mimosa de mi personalidad que no todos toleran jajaja..

    Deberias hacer un miercoles nostalgico de muchas comquitas de los 90 :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Jajajaja! Bueno, yo soy más grande que tu, obvio que está difícil que te conozcas todas, y créeme, he visto muchas. Casualmente estaba conversando con mi papá sobre cualquier cosa y me acordó de una serie que pienso escribir.

      Me he dedicado un poco más a los 80's porque las comiquitas y programas eran muy, muy buenos pero te tomo la palabras. Aunque aún me falta por escribir sobre música y otras cosas.

      ¡Gracias por tu comentario! :D

      Eliminar